Blog de MilCreditosRapidos

Estos son los ultimos articulos que hemos publicado en nuestro blog con información relativa a los créditos rápidos, minicréditos y préstamos online

¿Cómo nos afecta un historial crediticio negativo?

Es posible que no hayamos escuchado hablar demasiado sobre el historial crediticio. Sin embargo, a la hora de acceder a financiación, este aspecto es muy importante. Si tenemos un historial crediticio negativo, nos puede resultar más complicado acceder al dinero que necesitamos mediante un crédito.

Para entenderlo fácilmente, el historial crediticio, también conocido como historial de crédito, es un informe en el cual se encuentran recogidos nuestros antecedentes financieros.

Es decir, en nuestro informe aparecerá si tenemos deudas pendientes, si hemos sido puntuales a la hora de pagar nuestras cuotas o si, por lo contrario, tenemos impagos acumulados. Con esta información, las entidades que valoren ofrecernos un crédito, sabrán si somos buenos pagadores, o si estamos demasiado endeudados y se nos hace difícil pagar.

Por lo tanto, tener un buen historial crediticio puede ser determinante a la hora de acceder a financiación. De ahí la importancia de esforzarnos por generar un buen informe.

Sabemos que existen varias preguntas que las personas se pueden hacer una vez que conocen la existencia de este historial. Por eso, en este artículo, vamos a hablar, en primer lugar, de cómo podemos conocer lo que dice nuestro informe sobre nosotros. A continuación, veremos si es posible, o no, conseguir préstamos teniendo un historial crediticio negativo. Para continuar, si es posible limpiar un mal historial, y cómo hacerlo; y, por último, veremos algunos consejos que nos ayudarán a mantener un buen historial crediticio.

Sabias que

Sabías que...

Esto no significa que estemos en un fichero de morosos, simplemente que tenemos un historial crediticio. Por este motivo, una vez que la cantidad adeudada baje de los 6000 euros, desapareceremos del fichero de CIRBE.

¿Cómo conocer el historial crediticio en España?

CIRBE es la Central de Información de Riesgos del Banco de España. Esta central, que muchos confunden con un registro de morosos, en realidad lleva un registro de los usuarios que tienen un préstamo, un crédito o una tarjeta de crédito con una misma entidad por un importe de más de 6000 euros.

Es decir, si con una misma entidad tenemos un préstamo de 2000 euros y una deuda por tarjeta de crédito de 4000 euros, estaremos incluidos en los ficheros de CIRBE. También podemos estar incluidos en esta lista si suponemos un riesgo indirecto por un importe superior a 60.000 euros, o si estamos avalando un préstamo.

Entonces, ¿cómo se consulta el historial crediticio de la CIRBE? Si estamos pensando en solicitar un crédito y nos lo deniegan, puede que la entidad no nos diga el motivo por el cual lo ha hecho. Sin embargo, si averiguamos nuestro estado en la CIRBE, puede que encontremos el motivo, ya que la información registrada en esta central es vital para la toma de decisiones del banco.

Si nuestro historial crediticio muestra que no somos buenos pagadores, que tenemos deudas sin pagar, o que no solemos ser puntuales, es posible que la entidad deniegue nuestra solicitud. Para saber qué dice sobre nosotros nuestro historial crediticio, podemos consultar la CIRBE a través de Internet, mediante una carta o acudiendo personalmente a la sede del Banco de España, en Madrid. Podemos realizar la consulta de forma gratuita una vez al año.

Otra forma de consultar nuestro historial crediticio es hacerlo a través de las empresas Experian o Equifax. Las consultas a estas empresas también son gratuitas una vez al año.

Los informes de riesgo de CIRBE

Informes de riesgo CIRBE

La CIRBE emite dos tipos de informe de riesgo diferentes, y según lo que necesitemos, podemos solicitar uno u otro:

El informe agregado: pueden solicitar tanto las entidades que quieran concedernos un crédito, como nosotros mismos en calidad de titulares. En este primer informe no aparece un listado de los préstamos personales que tenemos, ni de las entidades que nos han concedido créditos. Sin embargo, sí aparece el importe total que debemos y los límites máximos de crédito de los que disfrutamos, así como el crédito dispuesto, los tipos de garantía y los plazos de nuestros créditos.

En este informe no se incluyen las operaciones en las que el riesgo no supere los 9000 euros en una misma entidad.

El informe de riesgos detallado: solamente podemos solicitar como titulares. En este sí que aparecen los detalles de cada una de las operaciones: el código de la operación, el nombre de la entidad, detalles concretos de la deuda, etc. Además, también constan en este informe las operaciones con riesgos agregados inferiores a los 9000 euros.

Conocer la información que aparece en estos informes sobre nuestra situación crediticia nos podrá aclarar en gran medida las razones por las que una entidad no nos acepta un crédito.

¿Podemos conseguir préstamos con mal historial crediticio?

Por lo general, las entidades bancarias no se arriesgan a facilitar financiación a personas que tienen un mal historial crediticio. Si hemos tenido problemas para pagar a tiempo nuestras deudas, o tenemos impagos, es probable que la mayoría de las entidades denieguen nuestras solicitudes de crédito.

Sin embargo, en los últimos años y debido a la situación económica que ha sufrido España, han aparecido entidades que sí dan facilidades a las personas con un historial crediticio negativo. Estas entidades llegan a facilitar su financiación, incluso a personas que aparecen en listados de morosidad, como ASNEF.

Este tipo de entidades son las que ofrecen los conocidos como préstamos con ASNEF. Son entidades prestamistas de capital privado que conceden préstamos personales, incluso aunque tengamos un historial crediticio negativo y hasta con deudas pendientes.

Aunque algunas de estas entidades pueden cobrar intereses más elevados que las que no corren estos riesgos, son una forma segura y rápida de conseguir el dinero que necesitamos cuando no tenemos un buen historial crediticio. De hecho, pueden ser una manera sencilla de limpiar nuestro historial si tenemos una deuda que está poniendo en peligro nuestra reputación crediticia.

En cualquier caso, es importante comparar para poder elegir un buen préstamo, y tener una economía saneada para que la adquisición de mayor deuda no suponga un problema para nuestra salud financiera.

¿Se puede limpiar un historial crediticio negativo?

Nadie está libre de llegar a tener un mal historial crediticio en un momento dado. Pero, lo más importante que debemos preguntarnos si llegamos a esta situación es cómo reparar nuestro historial crediticio. A continuación, veremos la respuesta.

La forma más sencilla y eficaz de limpiar un mal historial de crédito es pagando la deuda que tengamos y que nos ha hecho tener un historial crediticio negativo. Si tenemos una deuda pendiente, es recomendable que hablemos lo antes posible con el acreedor para llegar a un acuerdo.

Debemos tener en cuenta que a los acreedores de nuestras deudas no les conviene que no les paguemos. Ellos no ganan nada por incluirnos en ficheros de morosos o decirle a la CIRBE que tenemos un mal historial crediticio con ellos. Están interesados en que paguemos nuestra deuda y, por ello, puede que encontremos facilidades si vamos con la verdad por delante a negociar una solución.

En cualquier caso, tanto si conseguimos negociar términos con los intereses, la mora o los gastos derivados del retraso en el pago, como si no; la solución definitiva para borrar un historial crediticio negativo es pagar la deuda.

Como alternativa te ofrecemos la posibilidad de gestionar tú baja para ayudarte a salir de Asnef en un plazo aproximado de 48 horas.

Claves para tener un buen historial crediticio

Debemos tener claro que contar con un historial crediticio positivo es más sencillo que tener uno negativo. Solamente hace falta que sigamos algunas directrices básicas de finanzas personales, y será pan comido. Por ese motivo, a continuación, ofreceremos algunas recomendaciones para contar con un buen historial de crédito.

Conocer nuestra capacidad de pago

Conocer nuestra economía es el primer paso para tener unas finanzas saneadas y un historial crediticio positivo. Uno de los consejos más básicos que podemos ofrecerte para disponer de un buen historial, es que conozcas tu capacidad de pago. Generalmente, no se recomienda adquirir deudas que superen en un 30 % los ingresos.

Por esa razón, si ganamos 1000 € al mes, no sería recomendable llegar a un nivel de deudas que nos hiciera pagar más de 300 € al mes. Tener esto presente puede facilitarnos en gran medida la tarea de pagar nuestras deudas y, de esa forma, evitar incurrir en impagos y conseguir un mal historial.

Ser puntual en los pagos y tomar en serio las deudas

Siguiendo en el tema de las deudas, tomarlas en serio es fundamental. La mejor manera de demostrar a la entidad que nos tomamos en serio la responsabilidad de pagar las deudas es ser puntual en los pagos.

Además, esto no solamente repercute en un buen historial crediticio, sino que puede hacernos ahorrar. Si cada mes nos retrasamos en las fechas de nuestros pagos, acumularemos intereses y cargos por demora, que poco a poco irán minando nuestra economía familiar.

Contar con un presupuesto familiar

Para conocer cómo funciona nuestra economía y poder hacer un mejor uso de nuestro dinero, necesitamos saber cuánto dinero entra en nuestra cuenta cada mes y cuánto sale. De esta forma, podemos hacer un balance realista de nuestro dinero, y sabremos qué gastos podemos asumir, cuáles pueden esperar y cuáles son definitivamente prescindibles.

Además, con la ayuda del presupuesto familiar puede ser mucho más fácil prever nuestros próximos gastos y, de esa manera, ocuparnos de tener el dinero suficiente para hacerles frente. Por ejemplo, seremos totalmente conscientes de la próxima fecha de cobro de la tarjeta de crédito o la factura telefónica.

Incluso, es posible que gracias a una buena gestión familiar de la economía, no necesitemos hacer uso de ayudas como la tarjeta de crédito. Sin duda, esto redundará en beneficios para nuestro historial crediticio.

Comparar entre diferentes ofertas

Finalmente, si necesitamos conseguir financiación para hacer frente a un imprevisto, o para conseguir el dinero necesario para un proyecto, es importante que comparemos. Comparando entre las diferentes ofertas que hay en el mercado, podremos elegir la que más se ajuste a nuestras necesidades.

Una buena elección en cuanto a los créditos y préstamos que solicitamos, hará que tengamos más posibilidades de pagar a tiempo y, así, disfrutar de un buen historial.

Descubierto bancario: ¿cómo nos afecta?

Más de una vez hemos escuchado hablar de los descubiertos bancarios y puede que nos hayamos hecho varias preguntas al respecto. En primer lugar, ¿qué es un descubierto bancario? Pero también es posible que nos hayamos preguntado qué consecuencias tiene, cuánto nos puede costar llegar a esta situación, cómo se puede solucionar y cómo podemos evitarlo. En este artículo vamos a responder a todas estas preguntas, una por una.

En primer lugar, ¿qué es un descubierto bancario? Se trata de la situación que se produce cuando en nuestra cuenta corriente tenemos fondos inferiores a 0 €. Es decir, nuestro saldo es negativo o, dicho de otra manera, estamos en números rojos. Cuando esta situación ocurre, el banco puede aplicar penalizaciones o comisiones a nuestra cuenta, por lo que evitar llegar a estar en números rojos es muy importante para nuestra economía.

Consecuencias de los números rojos

Como nos afecta un descubierto bancario

El descubierto bancario se produce cuando pasa un cobro por nuestra cuenta bancaria y no tenemos dinero suficiente para hacerle frente. En ese caso, es posible que la entidad nos “preste”, como si fuera un crédito, la cantidad de dinero que nos falta para hacer frente a ese pago.

Por ejemplo, imaginemos que nuestra empresa de telefonía tiene una factura que cobrarnos por importe de 55 €, pero en nuestra cuenta solo hay 40 € en el momento del cobro. En ese caso, para evitar la devolución del recibo, nuestro banco nos presta los 15 € que faltan, dejando nuestra cuenta en - 15 € de saldo. Esto que podría parecer un favor que nos hace el banco, no es gratis, y tiene una serie de consecuencias.

Según el Banco de España, la decisión de concedernos, o no, la posibilidad de tener un descubierto bancario, es de nuestro banco. Por ese motivo, si queremos evitar que esto ocurra con nuestra cuenta, debemos comunicárselo a nuestra entidad. Para ello, debemos decirle a nuestro banco que renunciamos a que nos concedan descubiertos.

En caso de que no hagamos nada y nuestra entidad decida concedernos descubiertos, es necesario tener en cuenta tres puntos importantes, según el propio Banco de España:

  • En primer lugar, que este tipo de operación conlleva una serie de intereses, de los que hablaremos más en profundidad en el siguiente apartado
  • En segundo lugar, que la entidad nos cobrará una comisión por descubierto.
  • Por último, debemos tener en cuenta como consumidores que el banco no puede cobrarnos la cantidad que desee por el descubierto. De hecho, existe un límite legal que no puede sobrepasar. Este límite es el siguiente: en conjunto, la comisión y el interés por descubierto no pueden llegar a una TAE que sea 2,5 veces superior al interés legal del dinero. Desde el año 2016, este interés se encuentra en el 3 % anual. Esto significa que no pueden superar el 7,5 % TAE.

Sabias que

Sabías que...

Entre las consecuencias que conlleva tener un descubierto en la cuenta bancaria, se encuentra la obligación de hacer frente a una serie de comisiones e intereses, como las comisiones por descubierto, los intereses deudores o la comisión por regularización.

¿Cuánto cuesta un descubierto en cuenta?

Como hemos mencionado, tener una cuenta al descubierto conlleva una serie de costes y, cuanto más tiempo pase en números rojos, más alto será el precio. La ley que regula los descubiertos bancarios es la Ley 16/2011 de 24 de junio, y en su Artículo 20 encontramos la siguiente información:

  • En primer lugar, cuando abrimos una cuenta bancaria y la entidad nos ofrece la posibilidad de tener un descubierto, esta información debe estar reflejada en el contrato. Además, de forma periódica, el banco tendrá que proporcionar esta información al cliente.
  • Además, también según el Artículo 20, si el descubierto se prolongase por más de un mes, la entidad tendría que informarnos de los siguientes puntos: el descubierto, el importe al que asciende, el tipo deudor y las posibles penalizaciones que se pueden aplicar a esta situación.
  • Por último, como vimos en el apartado anterior, aunque el banco puede aplicar intereses por el descubierto, estos nunca podrán ser más de 2,5 veces superior al interés legal del dinero.

Teniendo esto en cuenta, es importante conocer en profundidad cuáles son las comisiones y los intereses que los bancos suelen aplicar en las situaciones de descubierto.

Comisiones e intereses por tener un descubierto

Comisiones de un descubierto bancario

Estas son las comisiones y los intereses que el banco nos puede cobrar por tener la cuenta en números rojos.

  • La comisión por descubierto: esta es la comisión que el banco nos puede cobrar cuando nos ofrece una disposición de efectivo sin tener saldo suficiente en la cuenta. Es la comisión más común en estos casos y se cobra en función de un porcentaje sobre los números rojos. Esta comisión no nos la pueden cobrar si los números rojos se deben a una diferencia en las fechas de valoración entre los ingresos y los reintegros.
  • La comisión por reclamación de posiciones deudoras: esta comisión no es tan frecuente cuando tenemos un descubierto. Sin embargo, también nos la pueden solicitar si la entidad ha tenido que realizar gestiones para comunicarnos nuestra situación de números rojos. Se trata de una comisión fija y se debe encontrar especificada en el contrato de la cuenta corriente.
  • Comisión de regularización: en función del banco, esta comisión puede variar, o directamente no aplicarse. Se trata de una comisión fija.
  • Intereses deudores: estos intereses se calculan mediante la multiplicación del saldo en negativo por la cantidad de días que se ha mantenido la cuenta en números rojos. Por este motivo, es importante mantener la cuenta en descubierto la menor cantidad de tiempo posible, para reducir al mínimo estos intereses.

Como podemos ver, los costes de tener la cuenta en números rojos pueden variar dependiendo de la situación, la entidad bancaria y el contrato que hayamos firmado al abrir nuestra cuenta corriente.

¿Cómo se puede solucionar un descubierto bancario?

Si ya estamos envueltos en un descubierto bancario, lo más importante es salir de esa situación cuanto antes. Desde luego, no queremos que sigan pasando los días, aumentando la cantidad a pagar en concepto de los intereses. Por eso, a continuación, vamos a hablar de cómo solucionar los números rojos en nuestra cuenta corriente

En primer lugar, es importante saber que las acciones personales que se pueden tomar para reclamar las comisiones bancarias por descubierto pueden prescribir. En concreto, si las comisiones fueron cobradas después del 7 de octubre de 2015, la prescripción ocurrirá a los 5 años según los plazos judiciales.

Pero si la situación no merece una reclamación, simplemente es importante que conozcamos cómo salir cuanto antes de los números rojos. La forma más obvia de salir del descubierto bancario es pagando a la entidad el dinero que nos ha prestado.

Algunas formas de solucionar el descubierto bancario son las siguientes:

  • Si tenemos otra cuenta bancaria en la que disponemos del saldo suficiente, podemos transferir a nuestra cuenta en descubierto la cantidad que debemos lo antes posible. Así, evitaremos acumular intereses.
  • También podemos ingresar en nuestra cuenta bancaria en efectivo el dinero que está en números rojos.
  • Otra forma de solucionar el descubierto bancario, si no disponemos de fondos suficientes para hacerle frente, es solicitar un crédito rápido online. Estos servicios nos dan la posibilidad de obtener rápidamente el dinero que necesitamos. De esta manera, evitaríamos incurrir en intereses demasiado altos. Además, existen créditos rápidos gratuitos que podemos devolver de forma cómoda en hasta 30 días. Haciendo uso de ellos, podemos solucionar el descubierto bancario sin que esto nos cueste más dinero.

Regulación de los créditos rápidos

Los créditos rápidos son una forma fácil y segura de conseguir la financiación que necesitamos. Y, puede ser, que en algún momento nos hayamos preguntado qué leyes nos protegen en caso de solicitar uno de estos préstamos. En este artículo, vamos a ver qué normativas regulan los créditos rápidos y si hay algún organismo del Estado que se encargue de supervisar a las entidades que otorgan esta clase de préstamos.

Herramientas de verificación de los créditos rápidos

Entre las empresas de créditos rápidos cada vez existe una mayor competencia. Cuando acudimos a un crédito rápido suele ser por necesidad de financiación urgente para solventar algún tipo de imprevisto. En esos momentos, uno de los principales factores que tenemos en cuenta para elegir una entidad u otra es la velocidad de sus servicios.

Por eso, con el fin de atraer a un mayor número de clientes, las empresas prestamistas han comenzado a recurrir a sistemas de verificación automatizados. Estos sistemas les permiten evaluar y conceder créditos en un tiempo récord. Además, colaboran en la eliminación del papeleo, realizan un análisis crediticio inmediato del solicitante y deciden, de forma automática y prácticamente inmediata, la aceptación o denegación del préstamo.

Cómo saber que un préstamo es fiable - Guía antiestafas

Los créditos rápidos tienen grandes ventajas: son rápidos, cómodos y, en la mayoría de casos, seguros. De hecho, en los últimos años ha crecido enormemente la cantidad de personas que recurren a este tipo de financiación para hacer frente a su falta de liquidez. Sin embargo, como ocurre con cualquier otro tipo de producto, existen empresas fraudulentas. Por eso, es importante saber cómo evitar las estafas al solicitar un crédito rápido.

Ley de segunda oportunidad

La Ley 25/2015, de 28 de julio de mecanismo de segunda oportunidad, reducción de la carga financiera y otras medidas de orden social, conocida como Ley de Segunda Oportunidad que sirve para cancelar las deudas de trabajadores autónomos y particulares: se trata de un proceso administrativo en el que tanto particulares como autónomos pueden negociar un acuerdo extrajudicial con sus acreedores (banco, clientes, proveedores), y en el caso de no alcanzar acuerdo alguno, pedir vía judicial la cancelación o exoneración de sus deudas.

Qué pasos debemos seguir para salir del ASNEF?

En iMorosity gestionan tu baja de ASNEF en tan solo 48 horas. Pulsa aquí para obtener más información sobre este servicio.

En los últimos años muchas personas han visto como su nombre era incluido en alguna lista de morosos. Un retraso en el pago de la hipoteca, un recibo devuelto por el banco, el impago de un descubierto en la tarjeta de crédito,… Las causas son de lo más variopintas, pero lo cierto es que han sido muchos los que por este motivo se han llevado una desagradable sorpresa al solicitar algún crédito o tratar de hacer una portabilidad, y comprobar que se les denegaba porque su nombre aparecía en algún fichero de morosidad.

Cómo saber si estoy incluido en ASNEF?

Pedir algún préstamo y que sea rechazado a última hora, o tener problemas para encontrar financiación, son algunas de las situaciones por las que atraviesan quienes tienen su nombre incluido en una lista de morosos y no tenían constancia de ello. Para aquellos a quienes les surjan dudas al respecto y quieran asegurarse de si esa es la razón, es para quien está dirigido este texto.

Muchas personas creen que su nombre no puede constar en ninguna lista de morosos porque cuando han dejado alguna factura sin pagar o devuelto un recibo, ha sido por un importe que no superaba los 20 ó 30 euros. Se trata de un error muy común. Para ser incluido en ASNEF no hay cantidad mínima.

Lo que debes saber sobre préstamos rápidos y minicréditos

Con tantas ofertas y publicidad alrededor de los minicréditos, casi todo el mundo se ha planteado alguna vez solicitar uno de ellos. Es difícil resistirse a promociones tan tentadoras como las que realizan algunas empresas de minicréditos, que incluso permiten acceder al primer crédito sin coste alguno, principalmente cuando siempre hay algo que nos gustaría comprar.

Pero antes de dejarse llevar por el entusiasmo y permitirnos cualquier capricho recurriendo a uno de éstos productos, merece la pena pararse y analizar. ¿Qué son exactamente los minicréditos? ¿Para qué han sido diseñados? ¿Son un producto útil o hay que tomar ciertas precauciones al respecto?

Los riesgos de los créditos rápidos

Una de las características principales de los créditos rápidos es el sencillo proceso de solicitud y concesión de los mismos. Precisamente por tratarse de un producto no demasiado restrictivo, resulta fácil dejarse llevar y echar mano de los créditos online ante cualquier situación. A fin de cuentas, una vez que una entidad nos ha dado el visto bueno y hemos cumplido, será difícil que no vuelva a hacerlo a no ser que nuestra situación económica haya cambiado significativamente.  

Financiación a través de préstamos online

Créditos rápidos La mejor información que podemos encontrar en internet sobre los préstamos rápidos online y las entidades que los conceden.
Préstamos personales Listado completo y actualizado de préstamos personales online de hasta 40.000 euros con cuotas fléxibles y sin cambiar de banco.
Préstamos sin nómina Créditos rápidos online en los que no nos van a exigir disponer de una nómina como requisito indispensable para la aprobación.
Préstamos sin aval Préstamos rápidos personales que no requieren de ningún tipo de propiedad (vivienda, coche, local,...etc.) como aval.
Minicréditos al instante Minicréditos online con los que podrás conseguir dinero al instante sin papeleos y sin trámites innecesarios.
Créditos sin intereses Recopilación actualizada de todos los préstamos online sin intereses ni comisiones que obtendremos gratis y al 0% de interés.
Créditos sin papeles Préstamos rápidos sin papeleos con tramitación 100% online y en los que nos van a pedir escasos requisitos y la mínima documentación.
Tarjetas de fácil aprobación Selección de tarjetas de crédito fáciles de conseguir con contratación online y sin la necesidad de cambiar de banco.
Préstamos con ASNEF Valiosa lista de créditos urgentes que aceptan ASNEF indicados para solucionar situaciones difíciles dispongamos, o no, de una nómina.
Créditos urgentes Créditos online con respuesta inmediata que nos permitirán obtener dinero con muy pocos requisitos y prácticamente en el acto.
Reunificación de deudas La unificación de múltiples préstamos en uno solo nos permite refinanciar las deudas pendientes y reducir nuestro pago mensual.
Préstamo por tu coche Obtendremos crédito con el coche como garantía o aval y seguiremos conduciendo nuestro vehículo mientras disfrutamos del dinero.
Utilizamos cookies propias y de terceros para la navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTO